Tuesday, March 30, 2010

Colaboración de Eduardo Sáez (en portugués)

Amigos.
El autor de este poema, se llama Lázaro Piunti, él fue alcalde en tres oportunidades de la ciudad de Itú ( frontera con Mairinque.S.P.), Itú es la ciudad histórica donde se creó la República Brasileira ( antes era Reinado con un emperador).Lázaro Piunti es académico de las Academias de letras de São Paulo, Iperó, Salto, Itú y la "Aclare regional" ( Araçariguama, São Roque, Mairinque ,Aluminio, Sorocaba), donde somos Confrades. SU esposa era Diputada estadual y estaba de cumpleños el sábado 27/3/2010, él al llamar sus amigos invitados, les pidió no llevar regalos para su esposa, y sí ayuda para Cañete y región. Fue todo un éxito, y mañana martes 30/3/2010, traerá todo a Mairinque; como adelanto , nos envió una poesía que compuso para la ocasión . Ojalá puedan publicarla.

Ate.
Eduardo Sáez Maldonado




FUERZA, CHILE!

Sinto e pressinto nas cores de tua bandeira
Os sinais inequívocos a revelar bela história
Enigmas translúcidos demarcando trincheira
De um País corajoso e predestinado à glória.


Exibes o azul do infinito/ a estrela teu escudo
Na alvura da franja tens a paz por identidade
Puro é teu sangue colorindo o rubro ao fundo
Do povo heróico plasmado na solidariedade.


Chile querido! Das cordilheiras imperecíveis
Gotejam as dores dos tremores insensíveis
Inclementes agressores armados de açoites.

Mas tua brava gente resiste na fé e galhardia
Do sofrer recolhe força/ teu pranto é novo dia
Tuas lágrimas espargindo luar às tuas noites!




*/*//*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*

Lázaro Piunti
Academia de Letras de Araçariguama e Região (ACLARE)

Friday, March 26, 2010

Colaboración de Eduardo Sáez


Una bandera rota y embarrada
El terremoto que ha asolado Chile ha sacado a la luz lo mejor y lo peor de su sociedad: la solidaridad y el pillaje, el coraje y el dolor, el nuevo desarrollo y la enorme desigualdad económica entre ricos y pobres

ISABEL ALLENDE 14/03/2010

Vengo llegando de Chile, donde fui de carrera a participar en la Teletón Chile ayuda a Chile, una cadena nacional de 27 horas cuyo objetivo era juntar el equivalente de 30 millones de dólares. Se lograron 60 millones; hasta los damnificados que quedaron sin nada, aportaron unas monedas. Ese ejemplo de solidaridad levantó el ánimo del país.
La destrucción se nota apenas aterriza el avión en Santiago. El aeropuerto estuvo cerrado un par de días, porque se desmoronaron pedazos del techo y hay grietas estructurales serias, pero pronto levantaron carpas y se organizaron para atender con la mayor normalidad posible. Esperamos casi dos horas para hacer inmigración, pero al salir, seis días más tarde, el sistema era mucho más eficiente, aunque todavía los pasajeros hacían cola en el calor, sin aire acondicionado ni agua y debían esperar horas sentados en el suelo. Nadie se quejaba y el personal trabajaba amablemente. Siempre me maravilla la calma, el orden, la buena voluntad y ese buen humor estoico de los chilenos en tiempos de catástrofe.
Después de la mortandad de Haití, el terremoto en Chile no ha causado el impacto en el mundo que habría tenido en otras circunstancias. Es uno de los más fuertes registrados hasta ahora, duró varios minutos, ha tenido más de 200 temblores posteriores y lo que no se cayó con el remezón se lo llevó el tsunami. Hospitales, escuelas, comisarías, puentes, caminos, miles y miles de viviendas, todo en el suelo. Las imágenes de televisión no pueden dar una idea aproximada de la destrucción. Hay pocos muertos dada la tremenda destrucción, en parte porque el país tiene códigos de construcción muy severos y en parte porque tenemos experiencia en este tipo de catástrofe. Apenas empezó a temblar, la gente en la costa corrió a los cerros. No hicieron lo mismo los turistas o los afuerinos.
Todavía no hay electricidad, comunicaciones, teléfonos o agua potable en muchos lugares. A las pocas horas del terremoto dejaron de funcionar los celulares, porque se agotaron las baterías y no había electricidad para cargarlas. Incluso las comunicaciones de las Fuerzas Armadas y Carabineros fueron traicionadas por la tecnología. Mucho blackberry, pero a la hora de la verdad parece que los métodos antiguos -como radio aficionados- eran más eficientes. En la isla Juan Fernández, que sufrió el impacto mayor del tsunami, sólo murieron seis personas porque una niña de 12 años corrió a tocar la alarma cuando vio que el mar amenazaba, así despertó a la población, que alcanzó a ponerse a salvo en los cerros. El jefe de la plaza estaba esperando que la Armada confirmara el peligro.
Hay mil historias de coraje y de dolor que me hacen llorar al recordarlas, como una madre a quien el tsunami le arrancó de los brazos a dos niños pequeños y todavía anda buscando los cuerpos, o el abuelo llorando por su nieto entre las ruinas de su casa, o las miles de mascotas que deambulan hambrientas y desorientadas en lo que antes fue un pueblo. Berta, la mujer que ha trabajado en casa de mis padres por 34 años, y es más querida por ellos que cualquiera de los hijos o nietos, es de Iloca, uno de los pueblos arrasados por el mar. Su familia perdió todo y varios de sus parientes aparecieron en la televisión mostrando la devastación. Habían levantado un techo y hervían agua en una fogata para ofrecer té a vecinos, periodistas y carabineros. En eso llegó un camión con adolescentes que habían juntado manzanas, frazadas, salchichas para esa gente en piyama que no había comido desde el día anterior. Uno de esos adolescentes era mi sobrino. Esto ilustra cuán de cerca nos golpeó a todos.
En Santiago y otras ciudades la gente hacía donaciones de comida, pañales, medicinas, agua, etcétera. Se hacían colectas en las calles y ciertos bancos estuvieron abiertos noche y día para recibir depósitos. En algunas escuelas los chicos recibían las donaciones, otros empaquetaban, luego llevaban las cajas a los camiones. A cierta hora vi salir 40 camiones con banderas chilenas, tocando bocinas, rumbo al sur. Y después vi en televisión la llegada a los campamentos de emergencia, donde eran recibidos con lágrimas, abrazos... y la infaltable "tacita de té", símbolo de la hospitalidad chilena.
Hay innumerables anécdotas de valor y solidaridad, pero la prensa extranjera ha publicado más que nada sobre el pillaje. Es cierto que se cometieron desmanes en algunas ciudades antes de que la presidenta, Michelle Bachelet, sacara el Ejército a la calle e impusiera el toque de queda. Parece que la mayor parte del pillaje fue cometido por bandas organizadas, los mismos maleantes que trafican drogas y cometen otros delitos. Muchos han sido identificados, la policía allanó los sitios donde habían acumulado televisores, lavadoras, muebles, licores y otras cosas, y se recuperó una buena parte. La presidenta ha dicho que serán procesados. Otros ladrones de última hora, que no son profesionales del delito, devolvieron lo que se habían llevado, por vergüenza. No puedo menos que hacer la comparación con lo que ocurrió el 11 de septiembre de 1973, el día del golpe militar, cuando bombardearon la casa del presidente Salvador Allende en la calle Tomás Moro y luego los vecinos, gente pudiente del barrio alto, se robó lo que pudo, desde cuadros hasta fotos familiares.
Supongo que en una crisis lo mejor y lo peor de la sociedad quedan expuestos. En este caso la desigualdad ha quedado en evidencia. Chile ya no se considera un país en desarrollo, su crecimiento económico lo ha colocado entre las naciones del llamado Primer Mundo, pero la distribución del ingreso y de los recursos es una de las peores. Los 20 años de gobiernos democráticos de centro-izquierda de la Concertación han logrado reducir la pobreza dramáticamente, pero no han nivelado a la gente. En Chile los ricos son riquísimos y además ostentosos, un fenómeno que comenzó con la dictadura y se ha ido acentuando; antes los chilenos éramos sobrios, no había nada más kitsch que la ostentación. Este desequilibrio crea resentimiento social y violencia.
Michelle Bachelet terminaba su presidencia con el más alto porcentaje de aprobación de nuestra historia cuando ocurrió la catástrofe. El nuevo presidente es Sebastián Piñera, un billonario de derechas que llega al Gobierno con un equipo de empresarios jóvenes formados, en su mayoría, en universidades americanas. El discurso político y los valores cambiarán. (Éste es el chiste de actualidad; "Bienvenido a Chile, atendido por sus dueños"). El golpe brutal sufrido por el país puede ayudar a Piñera porque dará empleo en la reconstrucción, habrá ayuda y créditos internacionales, los trabajadores postergarán sus demandas y la oposición tendrá que colaborar con el Gobierno.
Dos semanas después del terremoto los chilenos están de pie, han superado la depresión y el miedo de los primeros días y se aprontan para reconstruir. Estamos acostumbrados a los coletazos de la naturaleza. Vivimos en el país más bello del mundo, pero expuestos a terremotos, tsunamis, inundaciones, sequías y de vez en cuando cataclismos políticos. Nunca somos mejores que en tiempos de crisis, cuando desaparece nuestra arrogancia y mezquindad, pero pronto se nos olvida y volvemos a nuestras malas costumbres. Sería estupendo que esta vez permaneciéramos unidos y generosos una vez que pase el estado de emergencia. Tal vez el abrazo de Michelle Bachelet con Sebastián Piñera en la Teletón sea un buen augurio. Sé que Chile se va a recuperar de las pérdidas materiales; espero que esta tragedia nos obligue a reforzar el tejido moral de la sociedad.
Al llegar a Estados Unidos un periodista me preguntó si tenía un mensaje para los americanos. ¿Qué podía responderle? Sólo que no hay seguridad para nadie en este mundo, como cualquiera que no sea un idiota privilegiado lo sabe. Se puede perder todo en un instante, pero casi siempre se puede volver a comenzar. La capacidad de sobrevivencia de los seres humanos es asombrosa. Eso aprendí esta semana en mi país, tan golpeado y tan querido.

Isabel Allende escritora.

Thursday, March 25, 2010

Piñera y Sus Acciones - Encuesta La Segunda



Después de que Piñera vendiera sus acciones de LAN. ¿Ud cree que:?

Cumplió su promesa de campaña y ahora hay que enfocarse en otros temas

37%


A la oposición se le acabaron los argumentos para criticar y ahora debe fiscalizar otras materias

25%


Hay que investigar si el Presidente actuó de manera intachable, como se espera, al vender por una vía que le permitió pagar menos impuestos

21%


Hay que seguir pendientes de otros posibles conflictos de intereses de este Presidente millonario, sin perderle la pista

17%



Número de votos:
1774

Fecha de inicio:
25/03/2010

Fecha de término:
26/03/2010

Clasificación:
Política

Tuesday, March 23, 2010

¿TODO ES DEMOCRACIA?


Romper la paz social, es cierto, para muchos resulta muy atractivo. De hecho las mayores batallas en este ámbito se dieron en las décadas de revoluciones que el mundo contemporáneo le correspondió vivir en la historia reciente. Todo aquello que destruyera, historia, personas, doctrina, religión, tradición, en fin , muchos ejemplos, era y es para algunos la máxima satisfacción personal y grupal. El propio Lenin, padre de la revolución comunista, señalaba a sus mas cercanos, “mentir y mentir que algo queda” expresando de esta forma que la humillación constante que pueda aplicarse a personas o grupos de ellas, terminaban por crear imágenes en que la distorsión de ellas mismas, nada importaba si es que se lograba el objetivo de destruir.

La Segunda Guerra Mundial, quien sabe si la más grande conflagración de este planeta, permitió, en medio de muertes y dramatismos indescriptibles, el lucimiento de personeros que manejaron a través de los incipientes medios de comunicación, las mentes de cientos de millones de personas, distorsionando hechos en verdades escandalosas. Tantos fueron los ejemplos surgidos de esta etapa de la historia del hombre, que pensadores de toda la humanidad, comenzaron a advertir un nuevo poder, que surgía en un ámbito absolutamente distinto de aquellos otros que la razón e institucionalidad del mundo se esforzaba por crear. En efecto, la democracia, centro de la vida social, levantaba su voz señalando que, “todo cuanto de ella emane, deberá ser considerada como parte sustancial de la sociedad”, como expresan sus infinitos textos de estudio. Sin embargo, ese todo, expresado en la democracia, no lo era en el nacimiento de nuevos poderes. El pensador brasileño, Plinio Correa, creador de un moviendo de defensa a la tradición cristiana, daba vida a su primera obra con un sugestivo título: “Trasbordo Ideológico Inadvertido y Diálogo”. En su interior, se explayaba acerca de estas nuevos poderes que, viviendo en sociedades democráticas, éstos no habían nacido bajo las reglas de la democracia. El poder del dinero, el poder de las comunicaciones, entre otros poderes, no surgían del pueblo y comenzaba a discutirse si eran parte de él.

Lo anterior nos entrega argumentos para un análisis más profundo. Sin embargo, el acto de justicia, actitud primaria en la relación humana, definitivamente ha desaparecido, transformando a la persona en marionetas de intereses diversos, en que el morbo, entre otros, se explota intensamente, marginando razones para el análisis, elemento esencial de una sociedad libre, por la condena definitiva. Es la expresión del poder, inmisericorde, brutal. Surge la farándula, reflejadas en un periodismo insustancial, pero que permite asentarse en los medios para extender dicho análisis superficial a la vida de otros, que, estando lejos de ella, terminan siendo tratados grotescamente con calificativos odiosos. A propósito recuerdo a varios periodistas que cubrían el Senado, “¿hay algún conflicto?”, preguntaban y ante la respuesta negativa, señalaban, “entonces vengo mañana”. Es cierto, algunos, que del conflicto hicieron su vida pública, han permanecido en ella. Sólo queda una interrogante, ¿es la condena pública, el verdadero acto de justicia?

Mario Ríos Santander
Marzo de 2010

Ominami - Colaboración de Antonio Silva

Blog de El Diario Austral:

22/03/2010 - 08:24:27

Escuché ayer domingo a Carlos Ominami, no ME-O, decir en un tono de crítica
que los ministros del presidente Piñera eran rubios y con títulos de la Universidad
Católica. Curioso prejuicio, ya que aparte del hecho de que esta afirmación
no es verdadera, la ex Presidenta Bachelet también es rubia y a nadie se
le ocurriría pensar que este hecho es invalidante para ejercer un cargo público.
Muy por el contrario, el 84% de popularidad con que terminó su mandato desmiente
a don Carlos.
Firma: Mauricio Pilleux Dresdner.-

22/03/2010 - 14:11:35

Complemento al comentario del señor Mauricio Pilleux: Tampoco el señor Carlos
Ominami se acordó, en medio de su racismo contra los rubios y rubias, que
su nuera Karen Doggenweiler, es rubia y que los socialistas de Rusia son
"rusios" y de ojos azules.


Atentamente, Antonio Silva Segura

Piñera y Senadores DC - Foto Histórica


Presidente Piñera y Senadores DC hacen público su repudio a las violaciones de los DDHH en Cuba.

Sunday, March 21, 2010

Patricio Walker, Senador DC; DDHH


Senador Patricio Walker (DC):
"El Presidente ha sido claro ante Cuba, me hubiera gustado lo mismo de Bachelet"
El parlamentario cuestiona que la ex Mandataria no asumiera una actitud categórica ante la situación de DD.HH. en la isla.

P.D.
En las próximas horas, el senador Patricio Walker tomará contacto con uno de los líderes de la oposición cubana, Oswaldo Payá. Le contará de los proyectos de acuerdo aprobados esta semana en la Cámara Baja y en el Senado, pidiendo la liberación de los presos de conciencia en la isla.

En esta entrevista el senador valora la postura del Presidente Piñera y lanza críticas a la actitud de Michelle Bachelet ante la situación de DD.HH. en Cuba.
-¿Qué le parece la declaración de los diputados PS pidiendo la liberación de los presos de conciencia en Cuba?
"Para la DC fue doloroso que los diez proyectos de acuerdo que hemos presentado en los últimos años en la Cámara de Diputados no fueran apoyados por el PS. Creo que es un avance la declaración de los diputados y que el presidente del PS, el senador Fulvio Rossi, haya votado a favor el primer proyecto de acuerdo aprobado por el Senado sobre el tema".
-Fariñas pidió al Presidente Piñera que planteara el tema en la ONU. ¿Cree que el Presidente puede asumir un liderazgo regional por este tema?
"Tengo la esperanza de que nuestro Presidente se va a jugar por este tema. Acogimos de muy buena manera las declaraciones que hizo antes de asumir, en la que condenó la existencia de presos de conciencia en Cuba y pidió su libertad".

-¿Qué le parece la actitud del nuevo gobierno frente al tema?

"Tengo un alto concepto de la Presidenta Michelle Bachelet. Pero me hubiese encantado que el gobierno de Bachelet hubiese tenido la misma actitud del Presidente Piñera y hubiera hecho algún gesto en favor de los presos de conciencia. Especialmente en el viaje de la Presidenta a Cuba".

-¿Marca un giro en relación con la postura de Bachelet?

"El Presidente Piñera fue claro y categórico al condenar la existencia de los presos de conciencia en Cuba y en pedir su libertad. Ojalá el gobierno de Bachelet hubiese tenido esa misma actitud".

-¿La DC se siente mejor representada?

"Estas declaraciones las recibimos con mucha alegría. No puedo decir lo mismo del gobierno anterior".

Fuente:El Mercurio

Saturday, March 20, 2010

Chismólogos

Los sismólogos estudian los terremotos, maremotos, marejadas, tsunamis, erupciones volcánicas. Generalmente “predicen” los terremotos después de que ocurren,
al igual que los economistas después de una crisis económica.
Pero a raíz del terremoto del 27 de febrero han aparecido los “chismólogos”, esto es, personas que, no siendo ni sismólogos ni economistas, se ocupan de propagar
noticias infundadas y alarmantes: que viene un tsunami, que esta noche va a temblar, que se va a cortar la luz, que se va a entrar el mar, que van a salir los vándalos, que se va a caer un edificio, etc.
Un par de barbudos santiaguinos, no sé si sismólogos o chismólogos, con una preclara inteligencia han predicho que Chile es una zona donde pueden ocurrir terremotos, pero
que también es probable que no ocurran. ¿Está claro?

Mauricio Pilleux Dresdner

Thursday, March 18, 2010

NUEVAMENTE EL PRESENTE




Nada es más verdadero que el presente. Sus hechos imágenes, sensaciones, inquietudes y capacidades que surgen, termina siendo lo mas real de nosotros mismos. Por ello, recoger todo lo que el presente nos pueda entregar, no es mas que ser sensato y mas que eso, nos permite nuevamente encaramarnos en el enganche de la evolución y no en la mente de la revolución.

Tantas veces expresado, la plena vivencia del presente nos permite conocer mejor las razones de nuestra historia personal y social y afirmar mejor los pasos para el futuro.

Esta realidad indesmentible, Chile la está viviendo con una intensidad pocas veces vista en su historia reciente. Terremoto, cambio de gobierno, desolación, gracias por la vida los más, son un conjunto de hechos que han reunido a la familia, la han hecho sentirse mas fuerte y en el seno mismo de ella, las manos volvieron a entrecruzarse con tanta fuerza que muchos volvieron a descubrir su fortaleza y a repensar en la necesidad de considerarla mas. Porque, en definitiva, fue ese núcleo familiar lo que le dio mas fortaleza en este presente tan convulsionado.

Las nuevas autoridades bien saben los momentos de Chile. Por ello esta vorágine de actuar. Saben que nunca un nuevo equipo de gobierno, iniciarían su acción en medio de un presente tan intenso. Tampoco, por cierto, imaginaron a una sociedad, sus gobernados, mas dispuestos a seguir el ritmo que están imponiendo. Mucho menos imaginaron que las primeras expresiones de la gobernante que se iba, sería un llamado a defender el legado de su gobierno, porque en verdad, nunca antes los chilenos habían tenido mas expectativas en el futuro que lo que tienen hoy. Y en esto no hay que equivocarse. La expectativa no es porque llega un nuevo gobierno, que por sí, siempre abre esperanzas, pero eso no es lo novedoso, lo realmente admirable es que nos sentimos mas seguros del futuro y en tal manifestación, tenemos la confianza de no cerrar puertas, ninguna puerta, ni menos aquellas que nos recuerdan todo lo andado para llegar a lo que hoy podemos hacer como Nación y en eso, seamos francos, el legado que para algunos hay que proteger, no es mas que una inquietud sin mayores fundamentos, porque en realidad los chilenos, no estamos hoy para borrar nada de lo anterior. Por lo demás sería imposible y mas que eso, absurdo.

Pero, hay algo escondido que no se habla.

Nuestra región, azotada sin misericordia alguna, solo salvó que el Huáscar no terminara en alguna calle de Talcahuano, arriba de un semáforo. En algo este terremoto respetó la historia, pero el resto, expresado en muros de adobe, tejas “musleras” y añosos robles centenarios, evocan la tristeza de otros tiempos, y es aquí nuestra inquietud. ¿Se acelera la evolución en aquellos pueblos que ya comenzaban a morir? Lo que fue una interrogante, hoy pareciera confirmar que esta impronta criolla dará pasos a una nueva realidad social. Vienen los tiempos de las ciudades mayores, no metrópolis, que comienzan a ser consideradas como alternativas de vida y en ello, las modestas comunas rurales están en una encrucijada de futuro, que el ímpetu actual, francamente, no las ha considerado. Y esto también es un presente que acompaña, otra verdad.

Mario Ríos Santander
Marzo de 2010.-

Wednesday, March 17, 2010

Tsunami

El día del terremoto se informó que no habría tsunami, y hubo tsunami; el día del cambio de mando se anunció, urbi et orbi, que habría tsunami, y no hubo tsunami. O sea, hay que hacer lo contrario. Pero ¿qué pasaría si la ONEMI le achuntara a la tercera?

Mauricio Pilleux Dresdner

Carta Publicada Diario Financiero 17-03-2010


Un tanto irónico

Señor Director:
Dadas las alertas de un posible tsunami en Valparaíso el día del cambio de mando, habría sido -por lo menos- irónico que Evo Morales hubiera sido víctima de un fenómeno marítimo.

Miguel Huerta Marín

Sunday, March 14, 2010

Encuesta


Encuesta El Mercurio-Opina sobre el inicio del primer gobierno de la Alianza:
73% cree que Piñera lo hará igual o mejor que Bachelet


Aunque la ex Presidenta Bachelet se fue de La Moneda con un 84,5% de respaldo ciudadano, tres de cada cuatro encuestados estima que el actual Jefe de Estado lo hará tanto o mejor que ella. De hecho, casi la mitad (47,1%) cree que la gestión de Sebastián Piñera será más exitosa que la de su antecesora. En mayo de 2006, al arrancar el cuarto Gobierno de la Concertación, sólo un 28% de los consultados pensaba que Michelle Bachelet lo haría mejor que Ricardo Lagos, lo que demuestra las altas expectativas que hay sobre la actual administración.

Saturday, March 13, 2010

Decálogo Concertacionista

A raíz del terremoto, la Concertación ha demostrado tener un ideario que se perfiló especialmente en estos últimos diez años y que puede resumirse en el siguiente Decálogo

1. Creo en un Estado paternalista, único salvador
de los pobres.

2. Creo en la autodisciplina del pueblo, no en el uso de la
fuerza para mantener el orden público.

3. La vida republicana de Chile comenzó el 11 de marzo de 1990, no en 1810.

4. Creo que los gobiernos de Lagos y Bachelet son los mejores gobiernos de los últimos 200 años.

5. Otros gobiernos, como los de Manuel Montt, José Manuel Balmaceda, Pedro Aguirre Cerda, Eduardo Frei Montalva, por mencionar algunos, no se les comparan.

6. Creo en los derechos humanos: museos para nuestras víctimas, total olvido para las otras.

7. Los que no piensan como nosotros son reaccionarios, fascistas y retrógrados.

8. Los miembros de la Concertación nunca cometemos errores, los otros? Son siempre los culpables.

9. Creemos en el buen uso de los recursos públicos.


10 Creemos que las mujeres viven más que los hombres, especialmente las viudas.

Mauricio Pilleux Dresdner

Friday, March 12, 2010

Encuesta La Segunda


¿Cómo evalúa Ud. el accionar de Sebastián Piñera frente a la catástrofe durante sus primeras horas como Presidente de Chile?

Rápido, y tenía la ventaja de conocer la situación

29%


Agil, modificó su agenda para hacer frente a la coyuntura

46%


Hizo lo que cualquier otro en su posición habría hecho

11%


Exageró al anunciar medidas tras las réplicas

14%



Número de votos:
2466

Fecha de inicio:
12/03/2010

Fecha de término:
15/03/2010

Clasificación:
Política

Carta Publicada Diario El Sur de Concepción 12-03-10


ENCUESTA

Señor Director:
Creo no equivocarme si afirmo que la última encuesta Adimark que tanto favorece a la Presidenta Bachelet, no se efectuó en Concepción ni en las ciudades más afectadas por el desastre.

MIGUEL HUERTA MARÍN

Wednesday, March 10, 2010

Futuro de Bachelet - Encuesta Terra.cl


¿Qué debería hacer Michelle Bachelet ahora que deja la presidencia de la República?

1.- Desaparecer de la escena política para que su 84% no haga ruido al nuevo gobierno
8 % - 381 votos

2.- Centrar sus esfuerzos en Haití y liderar la ayuda de la región a ese destruido país
7 % - 332 votos

3.- Volver a sus días de médico, como voluntaria anónima a la zona devastada
31 % - 1460 votos

4.- Preocuparse de sí misma, de su familia y darse tiempo para el amor ahora que está "disponible"
54 % - 2524 votos

Total 4697 votos

Tuesday, March 09, 2010

POR EL BUEN CAMINO.


Dos cosas han quedado en la memoria. Una algo atrasada, pero ahora mas vigente que nunca y la otra, reciente, incomprensible, casi delirante.

Terminada la elección presidencial, los radicales, que a la postre parecieran ser los más cuerdos de la Concertación, declaraban por la prensa que “habían llegado a un acuerdo de administración en la Cámara de Diputados”. Bastó que se diera a conocer tal hecho, para que los presidentes de los otros partidos, demonizaran a tal extremos este modesto acuerdo administrativo, que los radicales, debieron, desde mi punto de vista muy equivocadamente, dar marcha atrás. Luego vendrían decenas de declaraciones en que, recordando su condición de opositores al nuevo gobierno, daban cuenta que le negarían la sal y el agua. Hoy, con terremoto de por medio, declaran sus compañeros de ruta que “el Presidente Piñera, cuenta con nosotros en lo que el estime conveniente”. Para algunos, tal hecho explota por un problema mayor. Es verdad, pero queda establecido que la unidad del país, no puede lograrse a costa de tantas víctimas y desolación. Si bien es cierto que la actitud del mundo político, hasta hora bastante silencioso, ha sido positiva con estas declaraciones de unidad en la reconstrucción, nunca, en las cosas trascendentes y Chile lo es, se debe esperar lo peor para modificar actitudes frente al futuro. Esperamos que este mal paso, ahora reconstruido sobre los cimientos de una Nación desvastada, sea la verdadera razón del servicio público.

Por otro lado, el debate surgido en torno a una muy equivocada y presunta “militarización” dispuesta para traer la paz a los chilenos, deja un sabor amargo tanta declaración sobre las responsabilidades de uno y otro. Lo cierto es que, declarado el Toque de Queda, se terminaron los saqueos y robos, poniendo fin a un hecho que, fuera de desprestigiar a Chile en el extranjero, había traído una inseguridad a la familia chilena con extremos verdaderamente dramáticos que obligaron a cientos de vecinos, portar armas para su defensa. Es evidente que desde el punto de vista social, el peor escenario fue el que se dio en esos días. Un arma tiene efectos mortales y portarla es para expresar una defensa extrema, la muerte. Sus disparos al aire, son anuncios de lo que se está dispuesto hacer. En definitiva, se provoca el enfrentamiento entre nosotros mismos. ¿Habrá algo mas delicado en una sociedad libre que este hecho?. Por ello es que cuenta entender al Jefe del Estado Mayor, General Le Dantec, expresar en medio del debate sobre responsabilidades en el atraso de esta declaración de Toque de Queda, que, “a mi nadie me consulto nada”, dejando la sensación que el valor de su cargo es tal, siempre que alguien se le acerque a conversar.

Pero nuestras tragedias nacionales no son meras circunstancias de la naturaleza. Por el contrario, fuera de consolar nuestros fallecidos, todos rodeados de entornos verdaderamente dolorosos.Junto a la pérdida física de bienes queridos, el ejemplo de nuestros presidentes, una que se marcha y otro que llega, nos reconforta. El abrazo de ambos, frente a Chile y el mundo, expresa un alma que es más profunda, que nos hace distinto a otros pueblos, pero más que eso, demostramos que Chile está primero.

Mario Ríos Santander
Marzo de 2010.-

Sunday, March 07, 2010

Encuesta El Mercurio Post Terremoto


Encuesta sobre eficacia de las autoridades y conductas sociales durante la crisis:
Gobierno reprueba por actuación frente al terremoto

El sondeo muestra que la mayoría de los encuestados piensa que la acción del Gobierno fue tardía e ineficiente, condena los actos de vandalismo y confía en la solidaridad de los chilenos. Además, un poco más de la mitad cree que el futuro gobierno está preparado para enfrentar la crisis.

Cecilia Derpich C.
En una semana marcada por las consecuencias del terremoto que afectó la zona centro-sur del país, El Mercurio y Opina sondearon cómo evalúa la gente la eficacia de las autoridades políticas y militares durante la crisis, y el punto de vista ciudadano frente a temas que generaron controversia después de la catástrofe, como los saqueos y la presencia de militares en las calles para garantizar el orden público.

La actuación del Gobierno de la Presidenta Bachelet ha sido blanco de críticas, siendo la demora en la entrega de alimentos, agua y ayuda para los damnificados uno de los puntos más cuestionados.

Y pese a que el Ejecutivo se defendió esgrimiendo problemas logísticos y de comunicación en el país, la mayoría de los encuestados piensa que la reacción de las autoridades gubernamentales no fue la adecuada.

Un 60,4% de los encuestados considera que la actuación del Gobierno para ir en ayuda de las víctimas fue tardía e ineficiente, mientras que sólo un 34,2% piensa que los esfuerzos realizados fueron hechos a tiempo.

Lo mismo sucede cuando se pregunta por el restablecimiento del orden público, alterado por actos de vandalismo y saqueo en las regiones afectadas, donde un 71,8% dice que no hubo eficiencia.

Frente al futuro, los consultados muestran moderado optimismo.

Catástrofe también evidenció debilidades
La falta de un sistema de comunicaciones de emergencia es el principal aspecto que ha quedado en evidencia tras la crisis.

Eso piensa el 53,4% de los chilenos encuestados por El Mercurio y Opina.

Le siguen la mala calidad de las carreteras, con 23,7% de las preferencias, y la falta de un terminal aéreo en Santiago, con 18,7% de las menciones de los consultados.

La mala calidad de las construcciones es otra de las falencias que emergieron con el terremoto.

Aún no terminan de catastrarse las decenas de edificios habitados hace muy poco tiempo o incluso, aún en venta, que han debido ser desalojados por el riesgo que revestían para sus moradores, los que deberán ser demolidos o pasar por un largo tiempo de reparaciones.

Los principales responsables de esta situación según este sondeo serían las constructoras e inmobiliarias, con 66% de las menciones. Más atrás están las municipalidades -encargadas de recibir las obras-, con 9,9% de las preferencias, y el Gobierno, con 4,7%. Mientras que 15,9% de la población piensa que es culpa de todas las entidades mencionadas anteriormente.

La gran mayoría condena los saqueos
Pocas horas después del terremoto, la destrucción y el desabastecimiento dieron paso a escenas de robos y saqueos que comenzaron en las ciudades más afectadas de las regiones del Maule y del Biobío y terminaron incluso en comunas de la Región Metropolitana, como Quilicura, Lampa y Conchalí.

Algunos llevaban leche, pañales y alimentos. "Al principio tuvimos un poco de vergüenza, pero después pensamos que lo importante era cuidar a nuestra gente. En mi casa necesitamos alimento para 20 personas", decía María Machuca, a las afueras de un supermercado en Concepción.

Mientras otros, a rostro descubierto, pasaban con televisores, lavadoras y hasta cajeros automáticos que luego transportaban en camionetas.

Según la encuesta realizada por El Mercurio y Opina, el 71,2% cree que los actos de vandalismo son reprobables y no tienen justificación, mientras que el 26,1% los reprueba, pero considera que están justificados por la necesidad de quienes los cometen.

Respecto del motivo de los saqueos, la gran mayoría de los encuestados (84,6%) cree que son actos delictivos, mientras que sólo el 11,3% considera que se han producido por necesidad.

Creen en futuro gobierno
La mayor parte de la ciudadanía confía en que el futuro gobierno podrá asumir las tareas que quedaron como consecuencia del terremoto.

Frente a la pregunta "¿Cómo ve a las nuevas autoridades del país para hacer frente a la crisis?", el 55,7% de los encuestados cree que están preparadas, mientras que el 33,4% piensa que no lo están.

Las nuevas tareas son variadas. El viernes en la mañana, el Presidente electo, Sebastián Piñera, anunció en el salón Toesca de La Moneda -tras una reunión con las autoridades salientes- que "reformulará su programa de gobierno para poner énfasis en la gran tarea de reconstruir con estándares más altos lo que este terremoto y maremoto destruyeron".

Ya se han anunciado algunas prioridades.

Una de ellas es superar la emergencia ciudadana, con un Ministerio del Interior que estará a cargo de restablecer los servicios básicos en todo el país y resguardar la seguridad pública, sobre todo en las regiones más afectadas.

Otro foco será superar la emergencia productiva y recuperar la conectividad del país a través de la reparación del aeropuerto Arturo Merino Benítez y las carreteras.

Un tercer eje es el plan de reconstrucción en el que participarán los ministerios de Salud, Vivienda, Obras Públicas, Transportes y Telecomunicaciones y Educación, que ya están recibiendo información de los ministros salientes.

Errores compartidos
Uno de los cuestionamientos más recurrentes de esta semana fue la tardanza en la decisión de declarar zona de catástrofe las regiones del Maule y Biobío, lo que implicó el control militar de las ciudades y, entre otras restricciones, el toque de queda.

Esta resolución fue tomada recién la tarde del domingo, pese a que los saqueos masivos y organizados a supermercados, pequeños negocios y hasta casas de la provincia de Concepción comenzaron poco después del terremoto.

Era la primera vez que esta resolución era tomada desde el retorno a la democracia, por lo que implicó una fuerte carga simbólica: la última vez que se aplicó toque de queda fue durante el régimen militar, tras el terremoto de 1985.

Un retraso que fue cuestionado por la ciudadanía; un 48,4% piensa que no se optó por esta decisión con anterioridad porque la Presidenta Bachelet no quería terminar su mandato con militares en las calles.

Otra situación controvertida fue la demora en alertar a la ciudadanía sobre la posibilidad de que, tras el terremoto, ocurriera un tsunami , lo que finalmente ha cobrado cientos de vidas.

La encuesta muestra que un 41,8% atribuye ese error a que la Armada no supo explicarse, mientras que un 19,2% piensa que el Gobierno no entendió el mensaje.

Ficha técnica
Encuesta realizada en hogares a residentes del Gran Santiago de 18 años o más.

Tamaño muestral de 600 unidades, distribución proporcional por comunas y con sorteo aleatorio simple.

Margen de error de 4% con nivel de confianza del 95%.

Fecha de aplicación: jueves 4 de marzo de 2010.

Chile, solidario y optimista
Voluntarios que han trasladado alimentos y ayuda a las zonas más necesitadas. Cadenas de correos para informar sobre víctimas de terremoto y lugares de recepción de contribuciones. Grupos de oración, aportes anónimos y la Teletón que se inició el viernes a las 10 de la noche encabezada por Mario Kreutzberger, Don Francisco, han sido muestras de la movilización social que genera la entrega de ayuda para las víctimas del desastre.

La encuesta revela que 82,4% de las personas sondeadas cree que la actitud de los chilenos ha sido solidaria. Y sólo 15% piensa que ha primado el individualismo.

Respecto del futuro, las opiniones están divididas, aunque priman levemente las visiones más positivas.

El 51,1% piensa que después de esta catástrofe el país saldrá fortalecido, mientras que el 45,3% considera que Chile quedará con heridas que costará mucho sanar.

Saturday, March 06, 2010

Razones de la Demora


Cartas al Director Diario El Mercurio
Sábado 06 de Marzo de 2010
Razones de la demora

Señor Director:

No comparto con el ministro del Interior las razones que tuvo el Gobierno para no declarar inmediatamente el estado de catástrofe.

Sostuvo que no tenían información suficiente y que los militares en las zonas afectadas eran escasos para manejar el toque de queda.

Ante la primera excusa, cabe preguntarles: “¿por qué entonces la señora Presidenta se constituyó en la Onemi de madrugada? ¿Por qué él llegó a las 07:00 desde la V Región? Eso fue así porque tenían información de que la situación era gravísima. Tenían más información de la que obtuve a través de una emisora argentina que dio cuenta que la agencia de Estados Unidos NOAA declaraba que en Chile se había producido un terremoto grado 8,8 de la escala de Richter.

La segunda razón es más bien otra, como lo reconoce el ministro Bitar: no estaban dispuestos a dañar la imagen de la Presidenta y de la Concertación con los militares en la calle manejando la crisis.

A estas alturas está claro que el Gobierno tuvo información suficiente y que se resistió por razones políticas a declarar de inmediato el estado de catástrofe.

Contrasta esta forma de actuar con la asumida por el gobierno que enfrentó el terremoto del año 1960.

Es esa oportunidad, ante un terremoto similar en extensión y superior en intensidad, que alcanzó los 9,5 grados de la escala de Richter, quedaron absolutamente cortadas las comunicaciones con la zona sur, y el gobierno se impone a través de un comunicado del periodista Enrique Folch, que informa de la tragedia por transmisiones de radioaficionados.

El Presidente Alessandri procede a suspender las celebraciones de ese 21 de Mayo. Convoca a una reunión de emergencia para tomar medidas urgentísimas. Las Fuerzas Armadas toman por instrucción presidencial de inmediato el control del orden público y se integran a otras tareas logísticas de ayuda de comunicación y de reconstrucción.

Se dictan los decretos de emergencia para poder organizar la entrega de alimentos, una pronta ayuda económica y un decreto para poder fijar los precios. El propio Presidente y sus ministros dentro de las limitaciones de la época viajan a las provincias afectadas y organizan a los intendentes y gobernadores con instrucciones directas y precisas.

Y en ese tiempo no había internet, no había celulares, los teléfonos eran bastante limitados en relación a los actuales y se carecía de los medios aéreos versátiles como los contemporáneos.

Para enfrentar la emergencia y la incertidumbre primó que lo esencial era preservar el orden público. Y eso se realizó de tal manera, con tanta inteligencia, con tanta oportunidad, que se logró enfrentar con recursos mínimos el mayor terremoto desde que se tiene registro y también con tsunamis.

Tanto es así, que el gobierno de Alessandri pudo manejar el problema del Riñihue. ¡Prácticamente increíble! De no haber sido de esa forma, hubiesen desaparecido Valdivia y 100 mil compatriotas.

Ésta es la diferencia sustancial en el manejo de ambas crisis. Uno resolvió y el otro todavía evalúa.


Adolfo Zaldívar Larraín

O N E M I - Un Poco de Humor

Friday, March 05, 2010

Breve Nota de Eduardo Sáez


Arturo Alessandri Palma dijo : El odio nada engendra. sólo el amor es fecundo. Me duele mucho esa casa a las brujas que en estos momentos no tiene sentido. . Dios quiera esten bien..., acabo de ver en la TV. una nueva gran réplica...., es mucha tristeza, me recuerda el 21 de mayo de 1960 cuando fui a pié de Concepción hasta Cañete..., llegué hasta Arauco pues mis padres me salieron a buscar desesperados y me encontraron 4 dias despúes.

Eduardo Sáez

Thursday, March 04, 2010

Carta Publicada El Mercurio 03.03.2010


Cartas
Miércoles 03 de Marzo de 2010
Derecho a tener armas


Señor Director:

La Constitución norteamericana garantiza a las personas el derecho a tener armas. Entre otros, son fundamento de este derecho el permitir a las personas repeler insurrecciones y facilitar el derecho a la legítima defensa.

El proteger constitucionalmente este derecho ha sido objeto de crítica, por considerarse que en una sociedad moderna el Estado está en condiciones de suprimir insurrecciones y de garantizar la defensa de los individuos. Dados los últimos acontecimientos en nuestro país, cabe preguntarse si ése es el caso de nuestro Estado.

José Miguel Huerta Molina
Abogado

Wednesday, March 03, 2010

Carta Diario El Mercurio


Cartas
Miércoles 03 de Marzo de 2010
Saqueos


Señor Director:

Y pensar que algunos pensaron en cambiar nuestro lema patrio de “Por la razón o la fuerza” a “Por la fuerza de la razón”.

Nicolás Andrés Kipreos de la Fuente

La pistola al cuello.


Por Fernando Villegas.
Publicado en Diario La Tercera el 02.03.2010.

El terremoto del sábado ha sido un evento devastador, pero también revelador. Ha sacado a la luz debilidades acumuladas a lo largo de años en el completo edificio de nuestra sociedad, frutos venenosos de políticas -pública y privadas- y de procesos sociales cuyas semillas se sembraron a partir de 1973, se abonaron en los años sucesivos y se regaron generosamente desde 1990. El resultado es una mezcla explosiva de aspiraciones adquisitivas con una distribución del ingreso que impide a muchos satisfacerlas y de dos generaciones de chilenos pobres -padres entre 25 y 40 años, hijos de entre 10 y 20- criados casi sin control parental ni escolar. A ese combustible se agrega como comburente la hegemonía ideológica de las doctrinas acerca de los derechos humanos, las cuales en muchos casos -legales, judiciales, etc- han sido llevadas a tales extremos de lenidad y obsecuencia, que entorpecen gravemente la determinación o voluntad del Estado para preservar el orden público.

De esto último han sido muestra los saqueos masivos. Para describirlos, la autoridad ha usado un lenguaje eufemístico hablando de "delincuentes" y de "lumpen". Eso de por sí ya sería bastante malo, pero los videos y fotografías revelan algo aun peor: protagonistas han sido también y en número abrumador, gente común y corriente, la clase de personas con las cuales usted puede toparse en su oficina o en el bus. En una sociedad sana, el pillaje queda reducido a la acción de delincuentes y también de los ciudadanos más marginales; una sociedad enferma, en cambio, revela lo que vimos, a saber, no sólo que dichos delincuentes y vándalos son legión, sino que también hay cero autocontrol por parte de muchos ciudadanos y cero eficacia de la fuerza policial para controlarlos por mera presencia.

¿De qué extrañarse respecto a esto último? Por 20 años la Concertación no hizo sino debilitar el concepto mismo de "orden público", expresión que a oídos de su gente suena a cavernaria opresión "del pueblo". Todo acto de autoridad rigurosa se convirtió, en ese período, en tabú. En el colegio se deterioró la autoridad de profesores y directores, quienes quedaron a merced de un alumnado dotado de infinitos derechos; en la calle se acusó una y otra vez a la fuerza pública de "excesos", tanto en tribunales como en la prensa, cada vez que encaró con decisión ataques incluso letales contra sus miembros; en el discurso de muchos se legitimó abierta o tácitamente a los "combatientes" con tal que dijeran representar una causa justa; en la justicia se trató con lenidad a asesinos políticos si acaso su background era "la lucha contra la dictadura"; en fin, siempre hubo razones para justificar la conducta antisocial haciendo de sus hechores víctimas inocentes "del sistema".


¿A qué asombrarse entonces que grupos masivos de ciudadanos se crean hoy con derecho al pillaje si se da la oportunidad? ¿De qué pasmarse ante el infantilismo, convertido rápidamente en agresión, con que algunos piden "soluciones" en cinco minutos puesto que fueron criados bajo la doctrina del Estado paternalista, único salvador y defensor de los pobres, como todavía se dijo en la reciente campaña presidencial? Por eso la imagen del carabinero poniendo una pistola en el cuello de uno de los miserables entregados al pillaje es una notable excepción, pero también una muestra de hasta dónde es preciso llegar cuando métodos menos elocuentes ya no hacen mella. Y es una valiente excepción, porque hace ya mucho tiempo que el carabinero teme siquiera levantar la voz, no sea que le abran un sumario, se le eche del servicio y se le lleve a juicio. De eso es muy consciente la inmensa cantidad de ciudadanos resentidos, frustrados y llenos de instintos destructivos y depredadores que ha criado el sistema por las razones expuestas más arriba. Se sienten con esa sensación de derecho a cometer delitos que otorga la impunidad. ¿"Por qué yo no", dijo una mujer que se llevaba objetos robados de una tienda, "si lo hacen todos? Y pudo haber agregado: "y nada nos va a pasar porque somos el pueblo". De ahí que sea la sociedad, no ese punga, quien está hoy con la pistola al cuello. Y que, en la hora mona, deba sacarse al Ejército a la calle.

Tuesday, March 02, 2010

NOSOTROS; PERMANENTES RECONSTRUCTORES.-


Pareciera que lo mas difícil de reconstruir, es la actitud de aquellos enajenados mentales, en que la razón, criminal por cierto, sólo les atina el robo, el saqueo y en ello, la siembra de pavor en una población que de por sí, sintió que la muerte estuvo rondando por su hogar.

En el terremoto de 1906 se recordaba al Almirante Gómez Carreño, entonces máxima autoridad militar en Valparaíso, quien para detener a los saqueadores, que al igual que ahora se multiplicaron, debió fusilar a algunos en la misma plaza porteña. Tal hecho ahuyentó a los maleantes y el puerto recobró la calma. Un Alcalde del área penquista, proclamaba, “¡los estoy viendo, no soy capaz de detener tanta barbarie, que vengan los marinos con sus armas!”, denotando una enorme desesperación, saqueaban un consultorio. Computadores, remedios, camillas, sobre los hombros, corriendo en los mil vericuetos de aquella población. Los ejemplos se esparcieron. Llegó el Toque de Queda, esto deberá terminarse.

Y comienza una nueva reconstrucción de Chile y una vez mas, deberemos oír nuestra naturaleza. De terremotos ya somos conocedores, ahora nos faltará enfrentar mejor los tsunamis. Deberán modificarse los planos reguladores de todas nuestras ciudades costeras, creándose algo así como “área de tsunami”, prohibiendo construcciones de vivienda en todas ellas a fin de evitar pérdidas de vida, reemplazándolas por espacios abiertos, costaneras recreativas, sólo pasajeras. Nacerá sin duda un nuevo concepto de balneario que no necesariamente estará ubicado en actuales asentamientos urbanos, se extenderá por la costa, en aquellas tierras altas, mirando el mar, sintiendo sus olas, pero lejos de su furia.

Y en las estructuras de altura, ¿para que seguir creciendo hacia el cielo si todos los datos sobre población nos señalan que nuestra población, no crecerá en los próximos cercanos años?. ¿Acaso nos falta territorio?, En manos de nuestros municipios en particular y en la Ley General de Urbanismo y Construcción, como disposición general, estará radicada la prudencia con que las actuales autoridades y las futuras, diseñarán asentamientos humanos acorde con lo que esta tierra dispone. A veces pienso que en la imprudente imitación está radicada esta suerte de alegoría que a veces se destaca en sociedades tan distintas a la nuestra y de la cual, reconozcámoslo, somos simplemente un remedo de poderes inexistentes.

En lo anterior, estará nuestra tranquilidad futura y seremos un pueblo más feliz. Descubriremos la madera en nuestra vivienda. Liviana, dúctil, hermosa, como lo han comprobado quienes habitan en ella. Bailan, hacen ruidos, pero siguen ahí. Nos alejaremos del mar en el litoral y sentiremos el placer de mirar la inmensidad del Oceano Pacífico desde lo alto. Es incluso más romántico. Y en nuestras carreteras. Incluidos sus puentes y pasarelas, hoy reprobadas en este examen de la naturaleza, simplemente, reconocer que la ingeniería debe mejorar. Nada discrimina más a un país que un territorio dividido, porque la más elemental lluvia o un movimiento telúrico, que ya sabemos que existen, nos deja invariablemente divididos.

Gran tarea de nuestros Gobiernos Regionales, que definen los planos reguladores. Igual tarea para ingenieros y constructores. Sólo esperamos que poderes ajenos a la naturaleza, no cambien la sencillez de las cosas posibles.

Mario Ríos Santander
Marzo de 2010.-

Carta Publicada Diario Financiero 02.03.2010


Juzgue usted

Señor Director:
El gobierno esperó el tsunami para posteriormente anunciarlo, derivando falsamente la responsabilidad a la Armada.
Posteriormente, esperó el pillaje desatado para declarar el estado de excepción en las zonas afectadas. Juzgue usted.

Miguel Huerta Marín

Monday, March 01, 2010

Terremoto - Encuesta La Segunda


¿Cómo evalúa Ud. el modo en que las autoridades han enfrentado el terremoto?

Ha sido rápido dentro de lo que permite la tragedia, tomando las medidas urgentes que eran indispensables

21%


Le ha faltado coordinación, como por ejemplo, no alertó de tsunami y se está demorando en organizar la ayuda a las zonas más afectadas

79%



Número de votos:
5660

Fecha de inicio:
01/03/2010

Fecha de término:
02/03/2010

Clasificación:
Actualidad

Terremoto y Nuevas Necesidades

Los clientes de los supermercados en Concepción establecieron una nueva forma de comprar: entrar apresuradamente a los supermercados y no pagar a la salida.
A través de la televisión también pudimos darnos cuenta de que los artículos de ¿primera necesidad?, que con esfuerzo llevaban a sus casas, incluyen refrigeradores, plasmas, radios, lavadoras, carros de supermercado, etc.,
lo que llevará al INE a reevaluar la canasta familiar de los chilenos con que se determina el IPC mensual.

Mauricio Pilleux Dresdner

Ineficiencia Gubernamental


Terremoto en Chile
Lunes 01 de Marzo de 2010
Alcaldesa Van Rysselberghe: "Se perdieron 24 horas clave y sería bueno que el ministro Pérez Yoma conteste por qué"
La alcaldesa de Concepción, Jacqueline van Rysselberghe, se convirtió ayer en el rostro de las críticas al gobierno por el manejo de la crisis. Asegura que, en medio de una ciudad a oscuras, los primeros saqueos a locales comerciales se produjeron ya en la madrugada del domingo ante la sensación de "abandono" de la población. "¿Cómo puede ser que un terremoto haya ocurrido a las 4 de la madrugada del sábado y recién ahora (tarde del domingo) vayamos a recibir un paquete de leche?. Bastaba ser eficiente para haber prevenido todo lo que está pasando".

-Ayer criticó con dureza la reacción del gobierno ante la tragedia ¿tiene ejemplos concretos de supuesta negligencia?

"El capitán de bomberos Marcelo Plaza se coordinó con sus compañeros de Santiago para que el mismo equipo que fue a Haití pudiera venir a Concepción a ayudar en el rescate de las personas atrapadas. Estaban listos a las 12 del sábado, pero no podían viajar porque no disponían de avión. ¿Cómo es posible que el ministro del Interior haya dicho 'lo vamos a evaluar'... Si fuera un hijo o un nieto de él te aseguro que hubiera actuado más rápido".

-¿Fue él quien negó el avión?

"Cuando Rodrigo Hinzpeter llegó a Concepción, junto a Sebastián Piñera, le pedí que hablara con Pérez Yoma para que gestionara ese tema. Yo estaba presente cuando habló con él y éste le dijo que lo iban a evaluar. Eso fue a las cinco de la tarde del sábado y recién esta tarde (domingo) acaban de llegar. Necesitábamos que trabajaran toda la noche. Hasta el sábado había gritos desesperados de gente bajo los escombros pidiendo ayuda y nunca vamos a saber si pudimos haberlos rescatado con vida. Se perdieron 24 horas clave y sería bueno que el ministro conteste por qué".

-¿En qué otro tema usted reprueba la reacción del gobierno?

"Inmediatamente ocurrido el terremoto comenzaron los saqueos y pedimos que salieran los militares a la calle. Pero, por problemas de coordinación, salieron recién a las 11 de la noche del sábado. Eran como 400 efectivos, pero no se notaban. A las 6 de la mañana del domingo ya estaban saqueándolo todo"

-Una de las medidas que podría resultar polémica es la de establecer toque de queda en Concepción...

"Lo considero una medida absolutamente necesaria, pero como todo, siempre es con retraso. Aquí hay gente que perdió seres queridos, sus viviendas, hay gente que no tiene qué comer y que nosotros no podemos llegar a entregarles agua porque nos atacan y apedrean. Esta es la ley de la selva.

¿Cree que el gobierno actuó con mayor rapidez para ayudar a Haití?

"Por lo menos se veían bastante más entusiasmados en mandar la ayuda para allá".