Tuesday, October 25, 2011

LA EDUCACIÓN PÚBLICA… ¿QUO VADIS?


Comentábamos que los dos mayores males en materia de políticas públicas se habían hecho presente, primero, a través de “programas revolucionarios”, todos fracasados y ahora, algo mas delicado y mas incierto, los procesos de “involución” que aparecieron de la mano del movimiento estudiantil.
Los asuntos propios de la naturaleza de las cosas, todos sujetos al proceso evolutivo, admiten debates, (y también marchas si se quiere), que tienen como objetivo final la administración de tales asuntos. Aquellas políticas que se apartan de la evolución natural, siempre fracasan. No hay ejemplos en contrario.
Ahora, la “evolución” en la educación, es decir, ese hecho asintomático, de intentar volver atrás en todo, sin dar pausa a nada que amerite prudencia, profundidad en los debates, silencios cuando corresponde, afirmación de postulados reales, lo han querido hacer desaparecer y para ello, incluso, fue necesario subirse a los escritorios del Senado, dejar a su presidente en la estacada para aprovechar, al decir de un panelista de TV, de “utilizar el miedo”, como arma final, cando la razón ha desaparecido.
Lo anterior, que pareciera solo un grito epopéyico surgido en torno a la ausencia de la razón en todo esta debacle, en verdad, no es mas que la constatación de que se avecina un resultado final, cuyas consecuencias, comienzan a visualizarse.
Un informe de prensa de su edición dominical, pronosticaba que “ el 70% de la educación para el próximo año, estará en manos privadas”, anunciando de paso, algo aun mas dramático, “ 12 000 profesores de la educación pública, tienen que retirarse”. La razón de lo anterior se fundamenta en la emigración masiva de decenas de miles de estudiantes a otros establecimientos. Las municipalidades por su parte, a través de sus dirigentes principales, ediles de la Comisión de Educación de la Asociación de Municipalidades, alcaldes Johnny Carrasco (PS) y Claudio Arriagada (DC), en forma franca y directa, anuncian esta tragedia.
Es natural que si tal reportaje no fuese representativo de esta realidad, habría habido respuesta, sin embargo el silencio de los días que siguieron han terminado avalando lo antes señalado.
¿Y el Colegio de Profesores?. Ahí, en la marcha, protegidos por jóvenes que han visto su movimiento sobrepasar las fronteras o amparados por el descrédito de la política y con afanes de hacer añicos la institucionalidad del país. El resto de los miembros de la orden, en silencio, algo asustados porque, si bien es cierto, no todos estuvieron animando a sus alumnos para que se tomaran el establecimiento educacional, si gran parte de ellos guardó silencio. Ahora se aprestan a dar otra lucha, ahora para que no les terminen el contrato. Faltarán alumnos pero no van a permitir ser el postre de esta mesa mal servida. Entonces queda para rato de conflicto, pero tengo la impresión, que los días que vienen, serán en mayor soledad porque, en este caso, deberán ser las propias municipalidades las que apurarán el desenlace, si no, morirán financieramente.…aunque existan elecciones de por medio.
Una vez más, esta vez la involución, planificada por algunos, aceptadas indolentemente por otros, anuncia un mal final.

Mario Ríos Santander

Octubre de 2011.-

2 comments:

Anonymous said...

Me parece bastante ajustado y real el análisis que se hace del problema, así como el pronóstico de lo que se viene como consecuencia.
No debiéramos lamentar todo aquello que le ocurra a quienes han venido avivando la cueca a los dirigentes estudiantiles que - agitando un problema real - se han dedicado a crear anarquismo e ingobernabilidad.
Llegará el momento de exigir el pago de algunas cuentas.

Raúl Olmedo D.

Carmen Domínguez R-T said...

La vida es "redonda" y, como dice el tango, "gira...gira".
La cuenta que la ciudadanía le pasará a la concertación será más cara aún que la derrota de Frei.