Monday, August 31, 2015

NOSOTROS LATINOS Y LOS LÍDERES

Es efectivo que la persona,  surgida del vientre de una misma madre, miembro de un etnia común, nacida en igual geografía como otras, receptora de una misma educación, es, a pesar de todo lo anterior, distinta a la otra que tiene las mismas características, una hermana por ejemplo. Es verdad y ello nos permite suponer que aquello que combina admirablemente, para  dar a luz a un ser único e indivisible, nos muestra objetivamente los mil millones de fuentes diversas que pueden configurar tal personalidad. Pero, aunque es verdad lo expresado, también lo es el hecho que, en el transcurso de la vida, un componen social de visiones comunes, cultura y educación, igual, termina moldeando una etnia o un grupo de personas que, en su individualidad, comparten asuntos que le son propios. Y uno de ellos, es el gobierno.
En la historia de la humanidad el sistema de gobierno que más vigencia ha tenido es el monárquico, expresado a través de diversas formas. La existencia de un Rey, un Emperador, un Príncipe, estructura de gobierno única, un consejo de ancianos, en fin, diversas formas de manifestación en que la democracia, tiene poco o nada que hacer. No son sistemas que gobiernen sobre mayorías. Tampoco interesan. Simplemente tratan de acercarse lo más posibles a las características naturales de la vida. Y en ello, la autoridad mayor, es tan fuerte como lo es el pehuén en la cordillera.
En política, las sociedades de occidentes, sus gobiernos, se conforman a partir de la esencia de lo que son. Los Sajones no andan detrás de un líder. Las pocas veces que lo han hecho, les ha ido mal. Privilegian la autonomía y por tanto, individualmente asumen su responsabilidad de ser ellos, y no otros, los responsables de su destino. Otros, los Latinos, nosotros, no podemos vivir sin un líder que oriente, disponga y obligue. Por ello, los gobiernos que se marginan de tal liderazgo no tienen buen pronóstico, aun más, provoca desilusión social.
¿Chile es una sociedad democrática monárquica? ¿Elige un Rey o una Reina? Sus representantes, mas que mirar el territorio o función, que se les ha encargado, miran mas hacia palacio que a sus dirigidos. Se cuida como un ara y cada uno de sus administrativos habla siempre en nombre de ella o de él, recalcando que todo cuanto hacen, ha sido ordenado por ella o él. Una especie de divinidad subyace en la mente de todos. Cuando llega de visita, cierran calles, limpian la plaza, la autoridad local se viste como si fuera el novio(a) de matrimonio. Tal es el poder, que al presidente chileno se le ubica como el gobernante con el mayor cúmulo de potestades  comparándolo con sus congéneres de Latinoamérica. De ahí que Pinochet al término de su mandato tuviera un 43,4% real de apoyo. O que llamen (a estas altura, mas bien “clamen”), por Ricardo Lagos. El liderazgo, a pesar de que se invoca mil veces cada día, ha desaparecido. Y torcer la naturaleza latina, al menos en esta materia, es casi imposible, salvo que tal liderazgo vuelva asumirlo. Tendrá su oportunidad, sin embargo, pareciera que, en este caso, no hay tal disposición. Y ese es un problema para ella y para el país.


Mario Ríos Santander    

Sunday, August 30, 2015

Fantasmas del pasado: pésimos consejeros

Fuente: El Mercurio,Domingo 30 de agosto de 2015

"En medio de este panorama desolador, parece particularmente inapropiado que ciertos políticos se proclamen ya candidatos presidenciales para el 2017..."

Tuesday, August 25, 2015

¿Nueva Mayoría o Minoría?

No tiene intenciones irónicas el título de esta opinión. Es simplemente comprobar lo que, desde hace algún tiempo, no más de seis años, se ha venido instalando en el mundo y muy especialmente en los países emergentes como Chile, otros de Latinoamérica y países árabes. Las nuevas formas de manifestarse, que hasta ahora sólo consideraban tribunas partidarias, iglesias, organizaciones sociales tradicionales, se han abierto en dimensiones tan enormes que nadie puede pensar en administrarlas. No sólo en ideas y formas de análisis hay cambio, sino que también en la forma como se presenta cualquier asunto frente a la sociedad. Se ha reemplazado la sede por la calle, la protesta callejera por los estadios, la paz por la anarquía. Todo nuevo, rápido, difícil de seguir. Las cartas murieron y con ello citaciones sociales. Todo es Email. El corazón se transformó en un  “disco duro” que cualquiera puede leer. En los cielos, drones y últimamente globos para vigilar. De todo lo anterior surge una afirmación. Hoy la Mayoría es la suma de las Minorías….. y la democracia no es capaz de canalizarla. Peor aún, comienza a molestar, por cuanto ésta, la democracia, solo tiene estructura para sostener mayorías y marginar minorías. Es decir, no es el todo, es sólo una parte, que por lo demás, cada día es menor. Recordemos que en estricta verdad, los que eligieron a la Primera Mandataria fueron solo el 24% de los electores, afirmando de esta forma la verdad de este nuevo panorama.
¿Qué hacer?
Si analizamos la declaración política en nuestro país, todo está dirigido a “defender la democracia”. Tal hecho es repetido mil veces cada día. Y para reafirmar tal disposición, ahora se agrega, “el acto republicano”, como síntesis principal de la presencia política del país. Está bien, desde la perspectiva actual es verdad. Pero, ¿es representativo? Claramente no. Así opinan los indígenas -últimamente Rapa Nui- estudiantes y otros. Cada día se agranda la brecha, cada día son menos republicanos, menos demócratas, cada día se suman más minorías a esta mayoría.   
La evidencia de un cambio en la estructura de participación pública, ha comenzado…. y en esto la República es insuficiente. Irrumpe la Nación y en ella, tal como se define, se encuentra toda la sociedad. Es decir, la máxima elemental que sostiene la importancia del todo sobre las partes, adquiere plena vigencia. ¿Cuándo entenderemos?
Los pueblos latinos, siempre han marchado tras los líderes… el problema es que ahora están escasos y la brújula perdida. Entonces, esta suma de minoría, deberá adquirir el compromiso de no sola marchar y gritar sino que también construir. ¿Y que construir? La Nación.


Mario Ríos Santander

Wednesday, August 19, 2015

Tweet Notable - Muro de Berlín

    1. Van a levantar un Muro de Berlin alrededor de La Moneda para que la Pdta Bachelet se sienta a gusto y el PDC no se escape del gob.

Tweet Notable

-Controla la Asamblea Nacional -Controla el Poder Judicial -Amenaza a los medios -Monólogo del déspota en TV .
No, no es Venezuela, es Ecuador

Sunday, August 16, 2015

El "Leucotón" y la "Janequeo"

El Mercurio, Sábado 15 de agosto de 2015

Señor Director: 

Hace 50 años y en circunstancias climáticas muy similares a las del fin de semana pasado, una fuerte marejada varó al patrullero "Leucotón" en la bahía de Manquemapu, al oeste de Purranque, mientras buscaba protección luego de una falla; su tripulación quedó a salvo en la playa. Las primeras evaluaciones confirmaron que sería muy difícil desvarar al "Leucotón", que tras 50 años aún está en el mismo lugar; sin embargo, el mando naval envió una flotilla de rescate, al mando del jefe de la Partida de Salvataje, comandante Claudio Hemmerdinger. Se comisionó a un remolcador de alta mar, la "Janequeo", y dos naves auxiliares, la "Casma" y el "Cabrales", para efectuar la maniobra de desvaramiento, pero las malas condiciones del lugar, la falta de medios y los errores de la improvisación dejaron a la "Janequeo" inutilizada y sin propulsión en un fondeadero peligroso, a la espera de un nuevo rescate, que luego de varios días no llegó a tiempo. El varamiento del "Leucotón" y el naufragio de la "Janequeo" en agosto de 1965 costó la vida a 52 marinos, quienes se encontraban en la maniobra de rescate del primero y que fueron sorprendidos por un fuerte temporal el día 15 en la bahía Manquemapu, mientras la "Janequeo" se encontraba fondeada y sin capacidad de maniobra por tener su único propulsor fuera de servicio. De una dotación de 74 marinos de la "Janequeo", 51 de ellos dieron su vida en el cumplimiento del deber; destacan el cabo Leopoldo Odger, que dio su vida rescatando a sus compañeros, y un valiente marino del "Leucotón", el marinero Mario Fuentealba, que entregó su vida rescatando a cuatro hombres, y que ha sido el único miembro de las Fuerzas Armadas en recibir dos distinciones "Al Valor". En esta trágica misión se vieron actos de heroísmo y de entrega colectivo que pocas veces se dan en la historia; no solo el marinero Fuentealba se inmoló por sus compañeros, también lo hizo el cabo Leopoldo Odger, el radiotelegrafista Mena, que permaneció en el puente con el capitán Léniz, y el comandante Hemmerdinger y otros varios que se mantuvieron en sus puestos. No menos destacable es el ejemplo de cinco oficiales de marina, los guardiamarinas Hugo Hromic y David Tapia, el subteniente Félix Nieto, el capitán de corbeta Marcelo Léniz, comandante de la "Janequeo", y el capitán de fragata Claudio Hemmerdinger, comodoro de la flotilla y jefe de la Partida de Salvataje, quienes junto a sus tripulantes dieron su vida tratando de salvar su buque y de rescatar a sus camaradas. En tiempos en que muchos demandan sus "derechos", esta conmemoración de 50 años nos recuerda los más altos valores patrios, con un ejemplo contemporáneo de heroísmo, entrega y "Cumplimiento del Deber", que debe guiar a las nuevas generaciones de marinos. 

Friday, August 14, 2015

HOSPITAL MILITAR. UN JÚBILO FALSO.

Aquel 3 de Octubre del 1990, en la sede del Gobierno de Alemania Federal, tres senadores almorzábamos con el Vice Canciller de esa Nación, que al día siguiente, 4 de Octubre, asumía la enorme responsabilidad de acoger los despojos de una Alemania que por 45 años se había escondido tras un muro para establecer un Gobierno Socialista. La autoridad germana occidental estaba francamente preocupada. Una buena cuota de los habitantes que recibirían  habían nacido y criado tras el Muro de la Vergüenza, como se le denominó. Habría que enseñarles a los menores de 45 años a vivir libremente, trabajar, cumplir sus compromisos. Ser autor de su propio destino. Además, conocer un destino para Erick Hönecker, jerarca comunista, a quien se le acusaba de decenas de miles de muertos. En un momento determinado, el Vice Canciller preguntó por la ocurrencia que Hönecker se fuera a Chile. Surgió un breve debate. Manifesté no tener rechazo alguno para ese dictador, que había vivido su tiempo, se fuera a Chile.  El comunismo había perdido todas las batallas y su impronta política, culminaba con su desaparición en decenas de estados por todo el mundo a partir de su primera derrota que había comenzado en Chile en 1973. Sin embargo hasta 1989, a fuerza de represión, muros, vasallaje y todo cuanto era necesario para no dar una luz de libertad a sus pueblos subyugados, había logrado mantenerse. De partida, el solo hecho de que China Comunista hubiese reconocido el mismo 11 de Septiembre al Régimen Militar instalado en Chile, era una señal en que la derrota mundial comunista, llegaría pronto. Y así fue
Hönecker se viene a Chile. Lo recibimos y lo respetamos. Un par de años antes, la inteligencia chilena descubría un arsenal de decenas de miles de armas destinadas a una guerra en esta tierra, impulsada por el Partido Comunista. La orden de matar al Presidente de la Junta de Gobierno no había tenido éxito y se busca entonces la guerra entre chilenos. La inteligencia nacional, la desbarata. Fidel en Cuba, se desespera y protege a quienes serían sus comandantes.
La CIA, el Mossad, la KGB, Dina, Stassi todos los servicios de inteligencia, se mueven en una guerra subterránea. Hoy vuelan drones y matan a los nuevos actores de la misma cuestión, Al-Qaeda, Califatos, otros. Antes eran las Cruzadas. El mundo sigue igual. Y aunque no nos gusta, existe. No son los tiempos que no cambian, son los hombres que siguen igual. Esa noche que se reunían con las banderas del PC en el Hospital Militar, con champagne y gritos odiosos, para celebrar la muerte de un miembro de esta inteligencia mundial, reflejó una suerte de premio menor. En efecto, no habían asesinado al Presidente de Chile y la guerra, se la desbarataron. La rabia era otra. Manuel Contreras, fallecía en un hospital, igual que Hönecker. En pocos años, uno y otro, reconocido por el tiempo en que vivieron, fallecían en esta misma tierra.


Mario Ríos Santander

La RDA, el modelo de Bachelet

Como si mencionar a su “hijo pastel” para hablar de otro tema no fuera ya un error comunicacional, usar la red de protección social de la RDA como un ejemplo del que se debe aprender es un desacierto político todavía mayor.

Publicado 14.08.2015

Las declaraciones de la Presidenta Bachelet, realizadas en su visita a San Salvador, alabando la red de protección social que existía en la República Democrática Alemana cuando ella estuvo en el exilio desnudan tanto las afinidades ideológicas de la Mandataria como su débil compromiso con la defensa de la democracia como única forma legítima de gobierno. Al alabar el sistema de salud de una dictadura, Bachelet se pone al mismo nivel de aquellos que, alabando los éxitos de la dictadura chilena, tácitamente relativizan los inaceptables costos en violaciones a los derechos humanos asociados a cualquier dictadura. Es excesivo exigir que cada vez que alguien se anime a destacar logros de una dictadura deba mencionar también que las dictaduras no son ejemplos a seguir. Pero el hecho de que Bachelet históricamente haya sido poco clara en denunciar las atrocidades cometidas por esa dictadura comunista hace que sus alabanzas al sistema de protección social de la RDA resulten especialmente preocupantes para aquellos que creemos que ninguna dictadura, independientemente de su color político, es un modelo a seguir.
Al participar en un foro sobre políticas de primera infancia en la capital de El Salvador, Bachelet improvisó una reflexión sobre su propia experiencia maternal. Recordando que su primer hijo, Sebastián Dávalos, nació mientras ella estaba en el exilio, Bachelet declara que “mi primer hijo nació estando yo en el exilio, en la República Democrática Alemana, y por tanto tuve ahí todas las condiciones tanto de salud, de nutrición, de apoyo, que me permitieron estudiar y tener un hijo en sala cuna”.
La declaración de Bachelet, referida a la necesidad de que los gobiernos tengan red de salas cunas que faciliten la incorporación de las mujeres al mercado laboral, generó cuestionamientos sobre la conveniencia de hacer declaraciones que saquen a la palestra al primogénito de Bachelet y, peor aun, que pongan en tela de juicio el compromiso de Bachelet con la defensa sin relativización de los derechos humanos.
El hecho de que la aprobación de Bachelet haya empezado a derrumbarse cuando la Presidenta reaccionó débil y tardíamente al escándalo por la participación de su hijo en un negocio de especulación inmobiliaria debiera llevarla a no volver a mencionar a su primogénito en sus declaraciones públicas.
Pero como si mencionar a su “hijo pastel” para hablar de otro tema no fuera ya un error comunicacional, usar la red de protección social de la RDA como un ejemplo del que se debe aprender es un desacierto político todavía mayor. La Presidenta Bachelet ha construido buena parte de su legitimidad política a partir de su irrestricto compromiso con la defensa de los derechos humanos. Como Presidenta, Bachelet ha sido enfática en demostrar que la protección a los derechos humanos en Chile no acepta relativizaciones. Los logros y avances de una dictadura en ámbitos económicos y sociales no pueden ocultar los altos e inaceptables costos de las violaciones a los derechos humanos. Son vanos y contraproducentes los intentos por destacar logros de una dictadura sin reconocer las negras oscuridades (usando la descripción que el fallecido historiador Gonzalo Vial hiciera del legado de violaciones a los derechos humanos de la dictadura de Pinochet).
En semanas recientes, producto de avances en la causa judicial contra los responsables del asesinato de Rodrigo Rojas Denegri y de las brutales violaciones a los derechos humanos sufridas por Carmen Gloria Quintana en 1986, el gobierno logró consolidarse en una posición de superioridad moral por haber defendido los derechos humanos en tiempos que una gran parte de la derecha política en Chile hacía la vista gorda a los abusos que cometía la dictadura. La muerte del ex jefe de la DINA, Manuel Contreras, uno de los símbolos de las violaciones a derechos humanos cometidas por la dictadura, nuevamente sensibilizó al país sobre la importancia de defender la dignidad de las personas por sobre cualquier consideración política.
Por eso resulta tan doloroso que Bachelet haya tenido el desatino de destacar un logro de una dictadura que también sistemáticamente violó los derechos de millones de personas por un periodo especialmente prolongado de tiempo. Precisamente porque Bachelet fue exiliada en esa dictadura y debió haber visto los sufrimientos a los que el régimen comunista tenía sometido al pueblo —así como muchos en la derecha chilena debieron haber visto apremios cometidos en Chile—, resulta desafortunada su alabanza a una política social de esa brutal dictadura. Peor aún, porque Bachelet ha sido especialmente ambigua y poco clara en condenar las sistemáticas violaciones cometidas por esa dictadura comunista, su declaración a favor de las políticas de infancia de la RDA alimenta justificadas sospechas sobre el real compromiso de Bachelet en la defensa de los derechos humanos, independientemente de la ideología del régimen en el poder.

Patricio Navia, Foro Líbero y académico Escuela de Ciencia Política UDP.

Thursday, August 13, 2015

Tweet Notable

  1. Que verguenza que la Pdta de Chile diga que tiene como modelo a la Rep Democrática Alemana. Las dictaduras no deben ser modelo de nada.

Tuesday, August 11, 2015

Colaboración de Mauricio Pilleux Dresdner

Defectos

En los últimos tiempos, mi vida se complica cada día más.  Agradezco a todos mis amigos que todavía se atreven a relacionarse conmigo a pesar de mis defectos:

Nací blanco, lo que hace de mí un racista. Yo no voto por la izquierda, lo que hace de mi un fascista.

Soy heterosexual, lo que hace de mí un homófobo. No soy de ningún sindicato, lo cual hace de mí un traidor a la clase obrera y un aliado de las grandes empresas.

Yo soy cristiano, lo que hace de mí un perro infiel.

Soy mayor de 65 años y estoy jubilado, lo que hace de mí un viejo estúpido, aburrido y retrógrado. Yo reflexiono, sin creerme todo lo que la prensa me dice, lo que me hace un reaccionario.

Yo valoro mi identidad y mi cultura, lo que hace de mí un xenófobo. Me gustaría vivir con seguridad y ver a los delincuentes en la cárcel, lo que hace de mí un genocida.

Creo que cada uno debería ser recompensado según sus méritos, lo que hace de mí un antisocial. He sido severamente educado y se lo agradezco a mis padres; lo cual hace de mí un verdugo de niños que se opone a su bienestar.


Yo creo que la Defensa de mi país es cosa de todos los ciudadanos, lo cual hace de mi un militarista. He aquí mi forma de ser y, por ende, la causante de mis males.

Saturday, August 08, 2015

TACNA Y ARICA PARA BOLIVIA

Mayo de 1895.  Los gobiernos de Santa María, Montt y Errázuriz, creen firmemente que el “problema boliviano” debe tener solución, entregando un espacio territorial y marítimo a fin de que Bolivia, concluya con su “encierro” continental. En ese mes de Mayo de 1895, el gobierno chileno,  Ejecutivo y Legislativo, propone a Bolivia un tratado de paz y amistad en el cual Chile se obliga a pagar obligaciones a ciertas empresas mineras de origen boliviano, se reconoce el dominio absoluto chilenos de los territorios comprendidos entre el paralelo 23  por el sur y Río Loa por el norte;  libertad tributaria plena de los productos bolivianos que utilicen puertos chilenos; y finalmente, lo que trascendería en la historia: “Si a consecuencia del Plebiscito que haya de tener lugar, en conformidad al Tratado de Ancón o en virtud de arreglos directos, adquiriese la República de Chile, dominio y soberanía de los territorios de Tacna y Arica, se obliga a transferirlos a la República de Bolivia en la misma forma y en la misma extensión que los adquiera….”. Mas adelante señala otros asuntos propio de un tratado. Y  en referencia a esta Transferencia de Territorios, se deja expresa constancia que “si Chile no se viese recompensado en el Plebiscito, asume el compromiso de entregar a Bolivia la caleta Vítor hasta la quebrada de Camarones u otra análoga, además de 5 millones de pesos plata”.
¿Y porqué Bolivia no aceptó esta proposición de Chile?.
Iniciada la guerra civil en 1891, los bolivianos apoyan resueltamente las fuerzas contra el Presidente Balmaceda y ofrecen armas y pertrechos bélicos a las fuerzas del Congreso de Chile, condicionándolas, “ a cambio de un puerto en el litoral del Pacífico”. La respuesta fue, “ No hay puerto para Bolivia”. Tal hecho, que a la luz de aquellos momentos bélicos-políticos, pareciera ser una acción mas de las tantas que habrían mas adelante, adquiere notoriedad por cuanto el Presidente Balmaceda, que no creía en buenos resultados con Bolivia, enfrentaría durante todo su gobierno, una odiosa política exterior argentina en contra de Chile, tildándolo de “expansionista” y alentando una guerra en contra nuestra. Dicha disposición bélica, se extiende hacia Bolivia y convence al gobierno Boliviano no aceptar el tratado propuesto, por cuanto ellos, los argentinos, iniciarían una guerra en contra de Chile, devolviendo a Bolivia todos los territorios arrebatados por Chile. Bolivia convencido de la promesa argentina, no da respuesta al ofrecimiento chileno.
Este episodio, narrado por José Miguel Concha, diplomático e historiador chileno, en texto editado en Bolivia, muy desconocido, ubica a Chile, a fines del siglo XIX, en una clara disposición de resolver el “encierro” altiplánico. Y aunque analistas bolivianos de esa época, bregaran hasta lo imposible para que el Gobierno aceptara la proposición chilena, las autoridades bolivianas prefirieron creerle a los Argentinos, perdiendo su alternativa marítima. En 1975, Chile hace un nuevo intento, esta vez rechazado por Perú.
Pero, ¿esto nos debe conformar?. Desde la oferta chilena, a lo mejor, pero en cuanto al futuro, claramente no. Si los gobiernos no han sido capaces de llegar a un buen término, entonces serán los pueblos. Ellos buscarán una Sociedad de Naciones que supere sus diferencias. Lo que le falta Bolivia lo tiene Chile y al revés, Bolivia tiene lo que le falta a Chile.
 
Mario Ríos Santander

Tuesday, August 04, 2015

Pactos de Silencio Encuesta El Mostrador


El otro "pacto de silencio" que a ud. le gustaría que se rompa es:


 
 

 
 

 
 

 
 

 
 
 
Total Votes: 9,466

Monday, August 03, 2015

Desde el Modelo a la vida

En un reciente libro cuyo autor, Esteban Valenzuela, se explaya en la vida del Mapu, (Movimiento de Acción Popular Unitaria), expresa sin enfado alguno que “…en los últimos 50 años del siglo pasado, Chile tuvo tres revoluciones: a.- La Revolución en Libertad. B.- La Revolución  Socialista y c.- La revolución Militar. Concordemos que la única que triunfó, fue esta ultima, la militar”.
Luego, bajo el régimen militar, el autor se introduce en el pensamiento íntimo del exilio chileno y expresa el drama de sentir que cada día el régimen caería, pero al revés, aparecía mas sólido logrando que el mundo lo acogiera como un lugar de interés comercial, sumado a ello, la China Comunista transformada en socia de los militares. Ésto, desgastante, traía amarguras y desengaños diversos. Terminado el Régimen Militar e instalado un modelo político de desarrollo, que es acogido integralmente por la Concertación de Partidos por la Democracia durante sus veinte años de gobierno, alcanzando niveles impensados de crecimiento, se les interpone un gobierno de centro derecha, algo ajeno al alma nacional, muy estructurado económicamente que, si bien es cierto, culmina con un 50% de adhesión, no logró concitar unidad ni aplausos de sus dirigidos. Este “traspié” político, hace que la Concertación amplíe su base política, recogiendo a “la calle”, con sus gritos y monsergas, en su seno partidario, creando la Nueva Mayoría. Su triunfo en las urnas, con el 50% de los electores que votan, les permite copar el parlamento,  empujándolos a una cuarta revolución institucional, prometiendo cambiar todo. “Que nada quede de este modelo que ha repletado Chile de inequidades”, fue el grito del momento. “La Alegría ya Viene” no bastó. Y comienza todo lo que ya hemos visto. Esto de que sólo en dos años hay que hacer todo, provocó tanta calamidad que obligó a los que estaban en silencio levantar la voz. Uno de ellos, fue Oscar Guillermo Garretón, el mismo líder del MAPU, que ahora sentenciaba, “…es evidente que nos equivocamos, la gente no está en contra del modelo, la gente quiere subirse al modelo”. En realidad, el mismo Garretón se había subido al modelo en el inicio de los noventa y no estaba dispuesto a bajarse.  Visto así las cosas, las reformas socialistas en la economía y áreas anexas no podrían avanzar, entonces resuelven activar la agenda valórica, otro receptáculo socialista, poniendo en tabla la muerte del niño que está en el seno de su madre.
Ahí estamos ahora, esta vez el Mapu está en silencio. ¿Será que le “penan”, sus inicios cristianos en política? Puede ser. A lo mejor sale otro apoyando el valor cristiano de la vida, tal como Garretón, la economía. Esperemos.

Mario Ríos Santander

Reformas reformadas

El  comediante y humorista estadounidense Groucho Marx definió la política como "el arte de buscar problemas, encontrarlos, hacer un diagnóstico equivocado y aplicar después los remedios equivocados".
El Gobierno de Michelle Bachelet ha seguido estos consejos al pie de la letra. Tanto la reforma tributaria como la educacional han sido modificadas con planteamientos e ideas de aquellos que no pertenecen a la Nueva Mayoría. Se las puede llamar, con toda propiedad, las "reformas reformadas".

(Publicada en el Diario Austral el 30/07/2015)